domingo, 24 de abril de 2016

ESPAÑA UN PAÍS INMORAL Y RETROGRADO

SI NO SE CASTIGA EL DELITO, NOS CONVERTIMOS EN CÓMPLICES

La inmoralidad pública, la corrupción, las injustas políticas fiscales, el desmantelamiento del estado del bienestar, el aumento exponencial de la pobreza, las políticas de recortes y austeridad, la impunidad de los corruptos, la evasión de capital y los paraísos fiscales, no serían posibles , si estos desmanes  tuvieran su castigo en las urnas. Pero por desgracia en este país, esta inmoralidad e indecencia, parece que a los españoles no les importa y vuelven a votar a los responsables de estas políticas. En ese sentido bien podría decirse que España es un país donde una mayoría de ciudadanos comulga con esta inmoralidad e indecencia y que aquellos que rigen sus principios por ideas altruistas, por valores como el sentido de la justicia, la solidaridad, la igualdad de oportunidades y la vocación de servicio a los ciudadanos, son despreciados. Empiezo a sentir asco de mi país, en el que el proceder se deja guiar  por el instinto y el intelecto del hombre de las cavernas, donde impera la ley del mas fuerte, sometiendo al resto a los abusos del poderoso

No hay comentarios:

Publicar un comentario