miércoles, 1 de agosto de 2018

VUELVE LA VENA CAINITA

UN PUEBLO QUE NO APRENDE DE SUS ERRORES Y TRAGEDIAS

"Hoy nos despertamos con un nuevo sobresalto. La vena cainita se asoma de nuevo a España y un escalofrío recorre la médula de millones de españoles ante la alusión velada de un grupo de militares en la reserva (181) de alta graduación, que denuncian la perversa pretensión de la izquierda de exhumar los restos del dictador del Valle de los Caídos, afirmando que no toleraran que la figura de Francisco Franco siga siendo vejada y vilipendiada, mediante la campaña política que está llevando a cabo la izquierda roja y masónica, cuya pretensión es exhumar los restos del Caudillo, de forma traicionera, sin respeto a su memoria, con alevosía y nocturnidad. El manifiesto alaba las virtudes castrenses del dictador Franco, catalogándolo como el libertador de la patria de las hordas rojas y asesinas. Por si fuera poco, la Fundación Francisco Franco recoge firmas para apoyar un nuevo Alzamiento Nacional, para mas gloria y honra del Caudillo. Sinceramente, de no haberlo leído, yo no daría crédito. Que en pleno siglo XXI sigan manifestándose con estas ínfulas ciertas ideologías, con el fanatismo y la vehemencia bélica de enfrentamiento, rencor y odio entre hermanos, es escalofriante y un indicio de que los españoles no maduramos y nuestra evolución y pensamiento ha quedado estancado, en aquel que exhibían los hombres de las cavernas: fuerza bruta, violencia y un bajísimo nivel de inteligencia, como diría Unamuno. Por desgracia, esto solo pasa en España, "esa España" que da mas valor a la espada, que al libro, a la violencia que al pensamiento, a la fuerza bruta, que a la razón, esa España que nos ha llevado a sangrientas y tristísimas guerras entre hermanos y, que como una maldición, siempre tropieza en la misma piedra. Que país, que paisaje, que hartazgo de paisanaje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario